Federer en semifinales

(09.09.2010 ABC.es)

FEDERER GANA SIN BRILLO (Y CON VIENTO) SU PASE A SEMIFINALES DEL US OPEN

Un Soderling sin chispa ofrece en bandeja la victoria a Federer

Roger Federer eliminó a Robin Soderling en menos de dos horas por 6-4, 6-4 y 7-5, en un partido en el que el saque del suizo, que consiguió enganchar 18 “aces”, fue más que suficiente para doblegar a un Soderling que no estuvo nada acertado.

El primer set, en apenas media hora de encuentro, no hacía gala del nivel de juego que llevaban desarrollando ambos jugadores. Todos esperábamos más del encuentro, pero Soderling comenzó sin pasión y sin alegría, algo muy necesario en unos cuartos de final, especialmente si al otro lado de la pista tienes a un Federer que sabe administrar su juego y sacarlo en los momentos oportunos.

Así discurrió el primer set. Hasta el 3-3, el juego era un constante cambio de ritmo en los peloteos. Ambos se encontraban jugando a un metro de la línea de fondo, con gran fuerza. Pero a un lado de la pista estaba el hombre tranquilo, el tenista impasible que, sin demostrar gran tenis, consiguió arrancarle el primer break a Soderling. A partir de ahí, el set se acabó. Federer encarrilaba el encuentro. Las derechas liftadas y su saque consiguieron que el set cayera en sus manos por 6-4.

El segundo set comenzó raro, ambos tenistas se rompieron el saque mutuamente 3 veces en los cuatro primeros juegos. Puede que el viento, el tercer gran protagonista de la noche, pusiera de su parte, para bien y para mal, y para ambos jugadores. Pero se repitió la historia de la primera manga. Federer se concentró en su juego porque veía que Soderling no estaba atacando ni ofreciéndole ningún problema. Fueron demasiados los errores no forzados que cometió el sueco. Además, en los puntos más largos, y escasos, el suizo orientaba la pelota hacia las esquinas y Soderling no tenía otra que correr y dejarse llevar por el vals al que le sometía el suizo. Federer conservó su ventaja, dejó que Soderling ganara su servicio para hacer lo propio con el suyo y, sin más alardes, se volvió a anotar el segundo set por 6-4.

La tercera manga seguía la misma tónica que las anteriores. Pero con el 4-3, Soderling le rompía el saque a Federer y conseguía desestabilizar el marcador a su favor por primera vez en el encuentro. Aunque el sueco, lejos de su mejor tenis, desaprovechó la oportunidad y Federer le devolvió el break en el juego siguiente. En este punto del encuentro se vieron los mejores puntos, hasta que Soderling perdió su saque con el 5-5 y puso en bandeja la victoria a Federer, que culminó el partido con un juego en blanco.

Se esperaba más de Soderling, pero el sueco no se encontró bien en la pista en ningún momento. Jugó sin chispa, sin alegría. Tampoco Roger Federer conseguió demasiados puntos brillantes. El juego fue sobrio, soso, más bien austero, basado únicamente en el saque de ambos jugadores y la victoria se la llevó quien menos errores cometió. Y ese, de largo, fue el suizo.

L.M.L.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s